BALDOSAS - PAVIMENTO / COLOCACIÓN

Los PAVIMENTOS formados con baldosas de granito se realizan colocando las baldosas sobre solera o forjado, el cual debe estar bien limpio de cascotes y polvos.

A continuación se señalan los ejes y se replantea el aparejo que tendrán las piezas de granito. Se parte siempre de los ejes, que se hacen coincidir con una punta o con el eje de una pieza, según convenga, para que las baldosas que se sitúen junto a las paredes sean enteras siempre que sea posible.

Sobre la solera se extiende el llamado mortero de asiento, que suele ser una capa de cemento 1:6, de espesor no inferior a 2 cm; espolvoreando después cemento en polvo sobre el mortero fresco.

A continuación se presentan las baldosas en el lugar que les corresponde utilizándose como guía dos cuerdas en ángulo recto. Después se mojan las baldosas y se asientan sobre el mortero a golpe de maceta. Se suelen colocar con una junta de 2 a 5 mm si los cantos son aserrados, y de 15 mm cuando los cantos están tronzados.

Posteriormente (a las 48 horas aproximadamente) se extiende lechada de cemento coloreada para el relleno de las juntas, y una vez seca la superficie, se limpia con agua y cepillo. Para grandes superficies se suelen colocar juntas de control de 1 a 2 cm formando paños de 10 x 10 metros.

Los REVESTIMIENTOS de paramentos exteriores con piezas de granito se deben ejecutar atendiendo a los siguientes criterios:

• se deben prever juntas que absorban las dilataciones térmicas.

• se debe prever un sistema de anclaje que traslade el peso propio del aplacado y los esfuerzos horizontales previsibles al resto del cerramiento y de su estructura.

• aceptar que va a entrar agua por el aplacado y crear un sistema de drenaje y evacuación de ese agua.

• cualquier otro elemento (celosías, recercados, cornisas, ...) que haya de colocarse sobre el aplacado, deberá llevar un anclaje independiente de éste que traslade los esfuerzos hasta el cerramiento.

Atendiendo a estos criterios se pueden diseñar:

• Aplacados sin cámara, con baldosas solidariamente unidas al soporte mediante mortero de agarre y grapas. En este caso el hueco de 3 ó 4 cm entre el reverso de las placas y la fábrica que le sirve de soporte, se retaca con mortero de cemento 1:4 que se vierte por tongadas de 20 cm. Las baldosas irán grapadas con elementos metálicos inoxidables de forma que cada pieza resuelva la estabilidad frente a todo tipo de acciones e impidan su vuelco. Finalmente se rellenan las juntas con lechada de cemento.

• Aplacados trasventilados, compuestos por una hoja exterior formada por baldosas colocadas con junta de más de 5 mm, una cámara de aire abierta de espesor mayor de 30 mm, un aislamiento térmico que consiste en plásticos expandidos, un cerramiento de fábrica de ladrillo o muro de hormigón que actúa como soporte, y los anclajes de acero inoxidable que trasladan las cargas del aplacado al cerramiento. En el mercado existen diversos sistemas de anclaje puntual (fijos o regulables) y anclaje continuo (mediante perfilería). Su elección dependerá de las dimensiones de las baldosas y de las características de cada sistema de anclaje que nos tendrá que facilitar la casa fabricante.

 
Nota legal Teléfono de atención 986 446 378 ¿Quieres recibir nuestro boletín gratuito?